• mavb79

Por violación y asesinato policía fue condenado a cadena perpetua

Wayne Couzens, policía británico de 48 años fue condenado a cadena perpetua tras la violación y asesinato de Sarah Everard en marzo del presente año. El acusado violó, estranguló y quemó a la víctima.

Lo más impactante de este caso es que él policía se encontraba fuera de servicio cuando ocurrieron los hechos, el hombre hizo una “Falsa detención” utilizando su placa, fingió detener a Sarah por supuestamente incumplir las restriccionesque prohibían reuniones en casas durante el invierno, para finalmente esposarla y llevarla a un lugar para violarla y asesinarla.



Los hechos sucedieron en marzo, pero el acusado confesó su culpabilidad para julio de este año. El caso conmocionó a todo el país y provocó grandes protestas, además de desatar un fuerte debate sobre la seguridad de las mujeres en las calles.


El asesinato se produjo en "circunstancias especialmente brutales, trágicas y devastadoras", afirmó el juez Adrian Fulford del tribunal penal de Londres al anunciar la sentencia contra Wayne Couzens.

Couzens, no era un policía cualquiera, era nada más y nada menos que parte de la unidad de élite de protección diplomática de la policía de Londres. Nadie imaginaría que podría cometer un acto tan atroz, pues además de violar a la víctima, la estrangulo y quemó. Sus restos fueron descubiertos en un bosque una semana después. Texto: Redacción El Megáfono Canadá

0 comentarios